MATRIMONIOS CRISTIANOS DE EXITO

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

MATRIMONIOS CRISTIANOS DE EXITO

Mensaje por FE EN CRISTO el Sáb Abr 11, 2015 9:36 pm

Efesios 5:31-33  «Por eso dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su esposa, y los dos llegarán a ser un solo cuerpo.»  Esto es un misterio profundo; yo me refiero a Cristo y a la iglesia. En todo caso, cada uno de ustedes ame también a su esposa como a sí mismo, y que la esposa respete a su esposo.

Durante el desayuno, una mujer le preguntó a su marido: “Si yo muero, ¿te volverás a casar?”. “Probablemente”, respondió el marido. “¿Viviría ella en nuestra casa, dormiría en nuestra cama y usaría mi equipo de golf?”. “No” respondió él, “¡ella es zurda!”. El amor puede ser ciego, ¡pero el matrimonio realmente te abre los ojos! De hecho, hay momentos en cada matrimonio en los que tienes que “apretar los dientes”, pedir paciencia, y recordar tu compromiso delante de Dios. Sin embargo, hay muchas razones para disfrutar de tu matrimonio. Aquí te explicare 5 razones muy sabias amados hermanos:

(1) “Recarga” las “baterías”
regularmente. Es imposible escapar al estrés matrimonial, pero pueden controlarlo tomando un descanso ocasional, fuera del quehacer diario. Den un paseo juntos, tiren un “paseo”, vayan a tomar un café; haced lo que sea para que se “conecten” de nuevo. ¡Y digalen a sus hijos que van a tomar una pausa!2) Sigue hablando

(2")Aunque algo te parezca obvio, no supongas que tu cónyuge pueda leer tu mente. Nunca recurras al “tratamiento de silencio”. Haz saber lo que  molesta, aunque esto signifique avanzar con dificultad a través de un desacuerdo. ¡Es cuando no les importa mucho el desacuerdo, cuando tienes que preocuparte de

3) Manténganse dispuestos a recibir consejo
La Biblia dice: “...la soberbia produce discordia, pero con los prudentes está la sabiduría” (Proverbios 13:10). Cuando lleguen a un “callejón sin salida”, entonces busquen ayuda de un amigo de confianza o consejero, antes de que se produzca una crisis.verdad!

4) Rechaza el divorcio
Aunque Dios permitió el divorcio bajo ciertas circunstancias, nunca fue su ideal. Una pareja que había avanzado con dificultad a través de sus problemas matrimoniales dijo: “Estamos contentos de no habernos rendido durante los años difíciles. Nos sostuvimos en pie el tiempo suficiente para darnos cuenta de que las cosas realmente pueden mejorar con los años”. Si se comprometen a trabajar en su relación, sin pensar en el final, ¡nunca te arrepentirás del tiempo invertido!
“…TODO HOMBRE SEA PRONTO PARA OÍR…” (Santiago 1:19)

(5) Deja a tu pareja llevar la conversación
Cuando está hablando de temas que no tienen tu interés, recuerda que Dios dice: “Someteos unos a los otros…” (Efesios 5:21). A veces, esto significa preguntarle a tu pareja: “¿De qué quieres que hablemos?”.

6) Cuanto más breve, mejor “Cariño, ¿podemos hablar un momento?”
Es mucho menos amenazador que el inquietante “anuncio”: “¡Tenemos que hablar!”. Algunas personas solamente pueden aguantar cierta presión, y oprimirles tendría malos resultados. Si tu cónyuge no reacciona acerca de algún asunto, discútelo con alguien de confianza, y dale después a tu esposo/a una versión más
resumida y menos emocional.

(7) Sé su amigo, no su tutor
No intentes cambiar a tu cónyuge fastidiándole. Preguntar: “¿Y por qué no puedes?” o “¿Por qué siempre…?” suena más a padre/madre que a pareja. Dile una vez lo que te molesta, y ¡no mil! Pregúntate: `¿Le diría yo esto a un amigo apreciado?’. Si no, no lo digas.

(Cool Dale ánimo
Hacen falta doce cumplidos para neutralizar una crítica. Tu pareja no sabrá lo maravilloso/a que es si tú no se lo dices.

Así como Cristo se entregó por nosotros sin esperar nada a cambio. El resultado será nuestra propia felicidad, ya que nuestro mayor deseo en el matrimonio será hacer feliz a nuestro cónyuge.  Actuando así, segaremos felicidad también para nosotros.  Recuerda la ley de la siembra y la cosecha, cuando más recibimos en cuando más hemos dado.

Una verdadera comunicación

La mayor parte de los problemas conyugales nacen de la incapacidad de dos personas para hablar entre sí el hombre y la mujer maduros reconocen que hay unidad en el amor, pero al mismo tiempo tiene que haber libertad para ambos.  Ninguno debería ser absorbido por el otro.  Cada uno debe mantener su personalidad y su identidad debe haber respeto por los derechos y privilegios del cónyuge. Las parejas que se sienten seguras en el matrimonio pueden ser honestas en todo tipo de sentimiento. El hombre y la mujer que pueden ventilar sus diferencias, despojarse de su hostilidad y luego besarse y hacer las paces, cuentan con una gran probabilidad de envejecer juntos.

Haz del perdón un hábito

El perdón es parte de la vida de todo cristiano y más aún es  dentro del matrimonio. La falta de perdón trae rencor, tensión amargura y no permite que todas las bendiciones se derramen sobre nuestra vida.  El Señor nos manda a perdonar así como el nos perdonó.

Por tanto, todo el que me oye estas palabras y las pone en práctica es como un hombre prudente que construyó su casa sobre la roca. Vinieron las lluvias, crecieron los ríos, y soplaron los vientos y azotaron aquella casa; con todo, la casa no se derrumbó porque estaba cimentada sobre la roca.” (Mateo 7:24)

GRACIAS hermanos que bueno que les halla gustado este tema nos vemos ala proxima  abrazos saludos  

FE EN CRISTO Very Happy Very Happy Very Happy Very Happy Very Happy

FE EN CRISTO

Mensajes : 48
Fecha de inscripción : 08/04/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: MATRIMONIOS CRISTIANOS DE EXITO

Mensaje por Mara el Lun Ago 03, 2015 11:38 pm

AMÉN DIOS SEA ALABADO SIEMPRE
avatar
Mara

Mensajes : 336
Fecha de inscripción : 30/06/2015
Edad : 39
Localización : BRASIL

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.